sábado, 9 de mayo de 2009

Para mi mamá

El nombre de este blog "Preguntado se llega a Roma", aunque en realidad es más conocido por singamapa -alguna vez les diré qué es y por qué le puse ese nombre- es un homenaje a mi mamá.

Ella nos enseño a los cuatro hijos que podemos conseguir lo que quisieramos, pero siempre haciendo uso del arma más importante que tenemos: el habla. Siempre nos decía: "Pregunten, no se contenten con un NO por respuesta". Claro que esta máxima no se aplicaba en los caso en que ellas nos pidiera algo.

Un ejemplo: "Tráeme un alfiler de mi ropero". Ibamos al ropero, y encontrábamos de todo, pero no el dichoso alfiler. La pensabamos mil veces para preguntarle "Mamá, ¿cuál alfiler?. ¿Dónde?", porque de hecho nos contestaría: "Caramba, ese pues que esta ahí".

Otro: "Hijito, tráeme mi casaca marrón de cuero". Yo subía al cuarto y obviamente no encontraba la casaca, por una sencillísima razón: No existía una casaca con esas características de color y material. "Ma, no hay...". Subía entonces ella y me decia agarrando la prenda: "No ves, esta es mi casaca". Y claro que era una casaca, pero era azul oscuro y de plástico o el material este de las casacas que una vez mi papá le compro en el grifo Mobil (abrigaba riquísimo).

Pero el mejor: "Hijo, tu tía Petita quiere que toques tu violín". Y yo, que me había dado cuenta ya a qué se refería, me hice el confundido, y le dije "Mamá, ¿Qué violín?". "Ese pues, ese acordeón que tienes" me respondió. Y se refería al teclado que me regalaron en tercero de media y que yo tocaba todos los días.

Ese teclado me lo regalaron mis papás para navidad de 1987. Y es que se venían tiempos muy duros para mí. Tenía la columna desviada de nacimiento y si no usaba un corset de la cintura al cuello, durante 23 horas al día, me quería jorobado. Recuerdo lo que me dijo mi viejita: "Hijito, no permitas que ese aparato te domine. Tú lo tienes que dominar". Y asi fue, logré dominarlo gracias a lo que siempre mi mamá me repetía.

Mi mamá tuvo siempre dos sueños: nadar y bailar marinera. Y los cumplió, los logró teniendo más de sesenta años. Mi mamá es una persona de un corazón inmenso y tenaz. Si algo se propone, lo logra o hace que otros lo logren. Mi hermana Magui le esta agradecida de por vida por que es por esta tenacidad tan de ella, tan de madre, que mi hermana culminó toda su carrera y es ahora una gran profesional. Y no solo con sus hijos, también con sus hermanas, sus primas, sus sobrinos y sobrinas.

Es muy sencilla, y eso la hace genuina, sin poses de ningún tipo, sin prejuicios. Mi viejita es tal cual es, no tiene ningún problema en conversar con quien sea, en contarle algún problema, o escuchar de alguien los suyos.

Algunos de sus términos: "Chiste Alemán", cuando alguien cuenta un chiste que no da nada de risa. "Achifado", alguna comida a la que le ha puesto sillao y uno que otro ingrendiente oriental. "Tipo Acaballada", cuando una persona tiene las muelas un poco salidas. Es decir, trompuda.

Algunas de sus frases, muchas de ellas heradadas de su mamá, la Teochita que esta en el cielo: "Preguntando se llega a Roma", "El que no llora no mama", "Ojo, Pare, Cruce, Tren".

Le encanta hacer almuerzos e invitar al primo de la tía de la concuñada del hermano del abuelo, que es primo en quinto grado de su amiga de la natación. Y es feliz preparando la comida, aunque después su columna ya no da para más. Prepara el Cabrito Norteño y la Sangrecita más rica del mundo, incluso premiada en un concurso de comida. Son célebres también sus humitas. A mi me encanta una suerte de causita que prepara con papa y atún. !Buenazo!

Hablando de comida, siempre que le digo "Ma, de acá me voy a comer mis pastas". Ella me dice, "Ay hijito, estas muy gordo, esas pastas engordan mucho, mejor ven, come este tacachito con chorizo y cezina". Jajaja, el tacacho es platano frito y el chorizo y cezina se disputan el premio a la carne con más calorías del mundo. Pero asi es mi viejita.

No somos de regalos, ni de muchos abrazos ni besos, pero mi mamá NOS ADORA con toda su alma; y yo (y puedo hablar por mis hermanos también) agradecemos a Dios que nos haya dado una madre tan buena, tan dedicada, tan tenaz, tan singular, pero no muy específica. Jejeje.

Un besote en tu día mamita. Voy a tener que imprimir esto porque mi viejita todavia no es muy informática. Aunque les aseguro, que si se lo propone, lo dejaría chiquito a Bill Gates. Con zapatos y todo.

Bye.

No he querido revisar este post. Sale tal cual, sin ediciones, auténtico. Como es mi mamá.

2 comentarios:

  1. saludos a mi tia margarita ..y a saludos a ti a robocop

    ResponderEliminar
  2. por que no te vas a la m..... Sé quien eres anónimo y pronto todo el mundo lo sabrá también.

    ResponderEliminar